| 5 comentarios ]


Al fin, dirán muchos, Federico Jiménez Losantos se irá de la COPE. O eso esperamos, que se vaya, y que no pase por la humillación de compartir La Linterna. Se han escrito ríos de tinta sobre la continuidad de FJL en la COPE durante los últimos años, una voz libre en la radio con millones de oyentes siempre es un incordio para un Gobierno. Porque no atiende a intereses ni amiguismos, la libertad se paga. Y eso es lo que le ha pasado a Federico, el azote del Gobierno, el nexo de unión de millones de españoles abandonados por el PP tras el golpe político y mediático del 11M, el tipo que nos llenó de ánimo y ansias de libertad ante los ataques a la Constitución del Gobierno y de los nacionalistas.

Pero eso ya es agua pasada, entonces era Moncloa y Zarzuela quien ejercía presiones, pero el PP, el otro gran partido de España, apoyaba la lucha contra corriente del comunicador que les había dado la oportunidad de salir del shock tras las elecciones, hundidos en el desánimo, y con una sociedad dominada por la sombra de Zapatero. Pero hete aquí, que esa izquierda, no ha sido quien se ha cargado a Federico, ha sido el PP, el de Rajoy y Gallardón ,el PP que ha traicionado a sus votantes, el que ha claudicado ante el cambio de régimen y se prepara dispuesto a heredar el poder del PSOE. Sí, Rajoy, ese hombre perverso, antiguo, que quería llevarnos a tiempos pasados, es ahora presentado como el hombre cabal y sensato que lidera el PP y que evita que se apoderen de él los fachas de Aguirre.
Jiménez Losantos quitó la venda a muchos tras el 9-M, habló con voz alta y sin miedo, nos dijo que lo que pretendía hacernos tragar el partido de Rajoy era más de lo mismo. Rajoy se mostraba cómo realmente era, un hombre sin escrúpulos ni principios, que renunciaba a todo lo que había llevado al PP al gobierno de la Nación, para adaptarse al régimen impuesto por Zapatero, con el único fin de llegar a la Moncloa.

Desde ese momento llegó la marcha de Zaplana, la defenestración de Acebes, la guerra de insultos a María San Gil, la invitación de irse del partido a los liberales, la subida de votos de UPyD... Todo esto se podría haber evitado si no hubiera habido una voz que nos advirtiera y eso lo sabe el PP, ahora somos muchos los que no nos tragamos sus mentiras, y ellos quieren amordazarnos presionando a los obispos para echar a quien ahora es su mayor enemigo. El enemigo de Rajoy es la libertad, la libertad de pensar y de actuar, los mismos enemigos del PSOE, ahora también son los del PP.

Los obispos han claudicado, muchos lo estaban esperando desde hace tiempo, obispos amarrados al poder y sin escrúpulos ha habido siempre y en todas partes, pero ha sido ahora y no antes cuando lo han conseguido. Pero que no se lleven a engaños, crisis mediante la llegada del PP a la Moncloa parece algo posible y Rajoy-Gallardón son la alternativa menos mala para los intereses de los socialistas, pero la izquierda no se rinde nunca, eso el algo que el PP no aprenderá jamás.

La CARCUNDA, la de los obispos, la de la derechona trasnochada, se ha cargado al único rescoldo de libertad que quedaba por aquí, pero desde luego si algo hemos aprendido en estos años, es a no callarnos.

| 0 comentarios ]

La TDT (Televisión Digital Terrestre) está de moda. Que esté de moda no quiere decir que la vea todo el mundo ni que la oferta de sus contenidos sea la mejor. Más bien al contrario, aunque la TDT gana en canales temáticos y eso se agradece, dada la aceptación que tienen entre la nueva audiencia no analógica que aprovecha la TDT para encontrar lo que no quiere en las generalistas.

El resumen de las audiencias TDT de marzo de este año 2009 podría resumirse así (fuente FormulaTV.com):

El Grupo TVE sigue líder con un 20,1%, donde la subida de Teledeporte, fundamentalmente gracias al tenis, compensa las ligeras bajadas de La 2, Clan y 24 Horas, que se mantiene como el canal informativo más visto.

Antena 3 baja una décima que sube Telecinco. Telecinco es la cadena generalista más vista en TDT, aunque sus temáticas continúan sin despegar.

¿Y qué pasa con los minoritarios Vocento (Intereconomía) y VEO? Poco que decir. Vocento mantiene los datos de sus dos canales, mientras que VEO sube una décima.

Pero es el contenido de debate político por el que más apuestan estos canales. Un día puedes ver a Esther Palomera en 24 Horas y otro día en Intereconomía, de la misma forma que Esther Jaén o Antonio Miguel Carmona pueden turnarse una noche para estar la una en VEO y el otro en Intereconomía ('El Gato al Agua') y viceversa. Y qué decir de Isabel Durán, que se pasa las semanas entre estos platós y los de Telecinco (La Noria) los fines de semana. Complementariedad es lo que ofrece este repentino repertorio de periodistas, tertulianos, políticos y cadenas en la TDT. La lista de colaboradores puede resultar interminable. A mí, a bote pronto, me salen más de cincuenta. Y ésa ya es una cifra más que considerable si tenemos en cuenta la todavía reducida oferta de canales disponibles en abierto para toda España.

Se agradece a veces, sin embargo, seguir una tertulia con Esther Esteban (de Estheres va la cosa) y Ángeles Escrivá en VEO, o un debate con Cayetano González y María Claver, por ejemplo, en Libertad Digital Televisión, si bien ésta última cadena no se emite a nivel nacional. Salvo, eso sí, los viernes a las 22:00 con el programa de Federico Jiménez Losantos en VEO.

El inventario de colaboradores, pues, muy nutrido. La elección, al gusto del que zappee. Mi consejo para estar bien informado con cierta independencia : permanecer a cierta distancia de la rancia y ultra-pepera Intereconomía y prestar más atención a cadenas como 24 Horas, VEO y LDTV en VEO, los viernes (y el resto del tiempo en internet, si no se vive en Madrid, Valencia o Murcia).